miércoles, 31 de julio de 2019

El verdecillo, Serinus serinus


    Este entorno no deja de sorprenderme, cuando pienso que ya conozco a los pájaros que veo diariamente, una sombra en el suelo me hace levantar la cabeza y en el árbol veo a dos que hasta ahora no me suena haberlos visto.

    Cámara en mano les tomo la foto, están dándose un festín con los amentos* del árbol. Toca aprender más sobre estos nuevos amigos que almuerzan en el Museo de Estelas de Abaurrea Alta.

    Visualmente son muy parecidos a los canarios, tanto por su tamaño como por su color amarillento.

   Son dos Serinus serinus, más conocidos como “verdecillos”.




Los verdecillos son aves paseriformes (pájaros) de la familia de los fringílidos (Fringillidae). Esta familia se caracteriza porque sus miembros poseen un robusto pico, normalmente cónico, y si te fijas en su vuelo es algo diferente al de otros pájaros y se mecen en el aire mediante una serie de ondulaciones. El verdecillo es el más pequeño de toda esta familia de pájaros.

Este pajarillo, por lo que leo, es originario de las áreas forestales del sur de Europa, aunque ya ha colonizado parques, jardines, y zonas arboladas de los países que rodean el mar Mediterraneo extendiéndose en un proceso expansivo en dirección al centro y norte de Europa.  

En la actualidad, los Serinus serinus se hallan amenazados principalmente, por capturas ilegales para comercializar con ellos como aves de jaula.

El serín verdecillo fotografiado por Ignacio Suarez para Flickr

En la península, puede verse en prácticamente en todo el territorio, a excepción de aquellas zonas esteparias. También se le ha visto en Baleares y Canarias. Según estudios del año 2001 se trata de la quinta especie más abundante en España y la tercera más ampliamente distribuída. Esto me extraña un poco, pues aquí, en Abaurrea Alta, son mucho más frecuentes loscolirrojos, jilgueros, lavanderas, herrerillos, carboneros, mirlos,golondrinas, gorriones… y el verdecillo ya lo tendríamos en una octava posición, sólo teniendo en cuenta las especies que conozco.

Esto puede deberse a que aquí abunda el bosque cerrado y este pájaro prefiere las zonas más abiertas, lo que sería el caso del parque infantil del pueblo o del laberinto-museo.

El Serín Verdecillo recuerda, en tamaño, forma y color, al canario.

Mide de 11 a 12 cm y tiene el dorso de color amarillento con motas pardas. El vientre es blanco estriado, su obispillo (el cogote), la garganta y la frente son de color amarillo intenso.
Macho y hembra se distinguen en que la garganta y la frente son rayadas en colores pardos en el caso de las hembras mientras que en la de los machos el color es más uniforme.

Tienen un pico ancho y corto (que como vimos es característico de los Frínguidos).

Según su la forma detallada de su plumaje, se distinguen 3 edades. Los juveniles tienen un color parecido al de las hembras pero mucho más claro. También tienen el obispillo rayado.

Desde su primer otoño hasta la primavera del segundo año el verdecillo muda las plumas de su cola y se van redondeado, también las plumas de las alas mudan parcialmente y crecen nuevas que ya tienen una forma más redondeada. Esta muda suele acabar en el mes de octubre.
Una tercera muda la tienen en noviembre, es la que llamamos la muda postnupcial.

Bonito verdecillo fotografiado por Juan Emilio para Flickr

Se alimentan principalmente de semillas y frutos, durante la cría pueden capturar también pequeños invertebrados para alimentar a sus polluelos.

No alcanzan una gran altura en su vuelo, normalmente vuelan bajo entre los árboles y también se mueven en el suelo dando pequeños saltitos.

Serinus llenándose el buche con los amentos de abedul

El celo comienza a principios del año y puede durar hasta junio, se cortejan mediante vuelos de giros rápidos parecidos a los que podemos ver en las mariposas.

La pareja construye un nido al año, siempre a comienzos de la primavera, es de pequeño tamaño y se sitúa en árboles y arbustos. Tardarán en acabarlo apenas diez días utilizando para su construcción pelo, hierba, telas de araña, líquenes... La mayor parte de las parejas construyen este nido desde la última quincena de Marzo y la primera quincena de Abril.

Nido con huevos de verdecillo, foto de Wikipedia

El número de huevos es de dos a cinco, siendo el promedio habitual de 4. Estos son colocados a razón de uno al día, el primero de ellos es puesto justo dos días después de que la pareja haya terminado la construcción del nido. Son pequeñitos y de color azul pálido punteados de color rojizo o violeta en su extremo más ancho.  

La hembra incubará estos huevos sin apartarse en ningún momento de ellos durante 12-14 días. ¿Cómo puede ser esto? Pues gracias a la ayuda del macho, que se encargará de salir en busca de alimento que llevará al nido.



Transcurridos estos 12- 14 días los huevos eclosionarán y saldrán los pequeños polluelos, de apenas 2 gramos de peso, y cubiertos por un plumón grisáceo más bien escaso.  Son alimentados por ambos progenitores.

Los polluelos permanecerán en el nido unas dos semanas, pasadas las cuales ya pesarán 10 a 12 gramos y se convertirán en volantones, capaces de abandonar el nido y buscar su alimento de manera autónoma.  

Aunque yo no los escuché cantar, parece que lo hacen, tanto cuando vuelan como cuando se posan en los árboles (se ve que “verdecillo que trina, bocado que pierde” y los que vi estaban demasiado ocupados con las flores de abedul). Leo que emiten un sonido largo y musical que suena como “tirrilirrit” y a veces otro más corto que suena sólo “rrilit”.



Los verdecillos, Serinus serinus, son mayormente sedentarios (En el norte de Europa si que se ha detectado la migración de la especie en periodos de cría, pero esto no ocurre en nuestra zona), parece que forman un fuerte vínculo con su lugar de nacimiento y salvo cuando el clima se endurece y por supervivencia han de emigrar, no abandonan el territorio.
______________________________

*amento es un tipo de flor que tienen algunos árboles como el abedul. Tiene forma de racimo que cae, lo que permiten la polinización anemófila, por medio del aire. 
_________________________

Para saber más del Verdecillo







Pues hasta aquí la entrada de esta semana, dedicada al verdecillo.

 ¿Hay alguna historia, planta, animal, paseo… sobre la que quieres que escriba? No dudes en contarme tus ideas. 

Un saludo y ¡¡hasta el miércoles que viene!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario